Convierten desechos plásticos recogidos del océano en muebles para la vivienda –

La polución de los océanos por plástico se encuentra dentro de los machos ambientales mucho más dañinos, de año en año terminan en el océano toneladas de restos de plástico que tardan siglos o mucho más en ocultar y que aparte de ello son dañinos para la fauna marina. Entre las proposiciones para atenuar este inconveniente, es la reutilización del plástico para la creación de nuevos modelos.


La arquiecta técnica Azusa Murakami de El país nipón y el artista Alexander Groves de Reino Unido diseñadores del cerdos de estudioson siendo conscientes de la problemática desde la facultad, hace ocho años atrás que decidió accionar.

La idea de este equipo es juntar los restos plásticos de las redes que se usan para la pesca en East Sussex – Reino Unido y asimismo es recogerlo de las playas.

Los diseñadores inventaron diseñar material moblaje contemporáneo desde la recolección de la basura plástica marina.

Studio Swine, se sostiene de la interfaz de financiamiento de proyectos creativos Crowdfunding de Kickstarter para su investigación en el paseo de Turbes hasta las Islas Canarias, explorando en él Sea Dragon y donde está la Mácula de basura del Atlántico Norte (North Atlantic Garbage Patch ) región en la que se encuentra un sinnúmero de basura marina flotando.

Los muebles hechos de restos plásticos del mar son una importante iniciativa, mucho más su producción no se efectúa en serie, sino más bien son piezas de museo con la intención de hacer una “comunicación masiva” donde sus diseños desarrollan conciencia. Asegura Groves.

La innovación juega un papel fundamental en el reciclaje y avance de modelos desde el plástico o basura marina. Compañías como Plastix, Bureo y Patagonia, produjeron sus proyectos como lentes de sol, patinetas, viseras y muebles de oficina en pos de la problemática.