Originarios ‘utilizaron sin dañar’ los bosques amazónicos a lo largo de 5.000 años según estudio –

Los pueblos indígenas prehistóricos jamás dañaron de manera negativa el ecosistema. Nunca alteróon a la Amazonia Occidental de Perú y llevó una vida sostenible por milenios.

Hay un enfrentamiento histórico, en relación al encontronazo en la manera de vida de los indigenas sobre la selva del amazonas. Los Científicos del Centro Smithsonian y el PNAS, tienen ideas clarísimas de de qué manera era la interacción con la naturaleza de los primeros pobladores ecológicos.


Como una parte del comunicado de los científicos, se relata que: “por la parte de los científicos se vió poco a poco más influida por un grupo de indagaciones, que recomienda que el paisaje fue moldeado activa y también intensamente por los pueblos indígenas antes de la llegada de los de europa”.

Exactamente el mismo estudio relata que, tomando como base la selva en Perú, “por lo menos a lo largo de los últimos 5000 años”, extensiones de la Amazonia Occidental no conseguí los efectos de tala masiva, ni muchísimo menos fueron al fuego.

No hay pruebas de tala o quema en la selva amazónica.

Dolores Piperno quien es la directiva del estudio ahora citado, expresa que cualquier evolución de la Amazonia no ocurrió en la temporada de la prehistoria. No hay rastros para meditar otra cosa.

“No podría haber sido deseable para los cultivos y otras manipulaciones de las plantas en comparación con las áreas en las riberas de los ríos y las llanuras de inundación.”

Piperno asimismo añadió, que estos estudios “no comentan que la población indígena no usará el bosque, sino lo utilizaban de manera sostenible”. Asimismo la estudiosa admite que se necesita proseguir estudiando, sobre la manera como vivieron los indígenas a lo largo de la prehistoria.

Para mejores conclusiones, Piperno recomienda trabajar en otras zonas lejos de las riberas de los ríos y de las llanuras de inundación y de esta manera tener una visión mucho más amplia y extensa. El equipo solo examinó 10 núcleos de suelo al noreste del Perú y creó líneas de tiempo en la vida vegetal de la selva en cuestión.