Pequeña de 10 años edifica huertos en jardines para obsequiar alimento a personas sin hogar –

En el condado de Kitsap (Washington), hay una pequeña que ha construido unas 11 pequeñas viviendas y sembrado alimentos con la intención de ofrecer asiste para la multitud de su red social que no tienen una casa digna.


La historia tiene su comienzo en el instante en que Hailey, al lado de su madre se encuentran por vez primera con un habitante de calle llamado Edward, al que le obsequiaron un bocadillo por solicitud de la pequeña. Para ese entonces Hailey tenía solo 6 años.

Después de un tiempo, asimismo conocieron a un veterano llamado Billy Rayno obstante, en esa ocasión la madre le logró ver lo limitadas que se hallaron para contribuir a todas y cada una la gente que lo necesitaran, cosa que apenó bastante a Hailey.

Desde ese episodio, la pequeña se resolvió a cultivar el alimento que de otra manera, no podría proporcionarles a sus populares.

Antes de comenzar, Hailey se documentó en agricultura, ya que no tenía la bastante experiencia para comenzar su emprendimiento. Empezó en su jardín con esa siembra, y tras unos meses cultivó patatas, soja y zanahoria por ejemplo hortalizas, Billy Ray fue el primer beneficiario de varios.

No obstante, no sería bastante viendo que Hailey deseaba contribuir a mucho más personas, conque no pasó bastante tiempo sin que recibiese la asistencia de otros vecinos. Todo cuanto se cultivaba, Hailey lo lavaba y empaquetaba para todo el que que lo necesitara.

Sin la asistencia de Hailey y sus vecinos, estas personas no habían tenido nada que comerconque su agradecimiento es profundo, al nivel, que se hicieron buenísimos amigos.

No obstante, esta pequeña no se conformó con solo proporcionarles algo qué comersino tambien comenzo la fabricacion de unas cabañas pequeñas en donde estas personas, aparte de tener alimentos, asimismo tendrían un techo correspondiente donde vivir.

Ella le ha dicho a su mamá: “No tienen la posibilidad de reposar en la calle. La multitud precisa tener una vivienda”. No obstante, la Sra. Ford sabía que es imposible ofrecer casa a todo el que que necesite una. Más allá de la incredulidad de su mamá, Hailey comenzó a realizar lo que sería la vivienda de estas personas.

Pese a su corta edad, Hailey no se amedrenta frente al manejo de las herramientas al instante de crear. Recibió una rebaja de la mitad de precio en los materiales, por la parte de una tienda por departamento llamada Lowe’s.

La familia de Haley al notar la perserverancia de la pequeña le donó lona vaquera reciclada y madera, tal como asimismo el lote para esta labor. Las cabañas efectuadas tienen un calentador.

La primera cabaña terminada fue efectuada por Hailey en compañía de unos 23 vecinos. Hailey de manera asombroso maneja con seguridad sus herramientas mientras que crea sólidas casas para los menos agraciados de su red social.

Esto la ha estimulado a no detenerse en el emprendimiento, y mucho más aún, cuando Lowe’s se ha puesto en compromiso con ella en continuar aportándole el respectivo descuento en todos y cada uno de los materiales que necesitan en la construcción de sobra cabañas. Dicho descuento no se le entrega a muchas personas.

La idea que ha implicado a la red social, es seguida por las comunidades y se estima que se copie esta manera de asistencia popular en otras unas partes del país.

Hailey empezó a contribuir a la gente sin hogar hace 4 años en el momento en que vio a alguien en el lado de la calle y le preguntó a su madre si había algo que pudiese llevar a cabo. ¡Quien iba a meditar que ese episodio iba a cambiar la vida de bastante gente!

Hailey asimismo recibió una donación de abastecimientos femeninos de una mujer llamada Katie. Esta benevolente mujer deseó respaldar el noble ademán de Ford y le ha dicho a la muchacha que solicitara mucho más abastecimientos si no era bastante. Ofrecimiento que fue tomado presente.
“Me llamaron Santa Claus”, relata Hailey muy conmovida. Ella asimismo recibió una donación por un valor de 3.000 dólares americanos que consiguió para obtener a lo largo de víveres para agradar las pretensiones del día a día de los pequeños sin hogar la temporada decembrina.

Desde el momento en que adquirieron el almuerzo a aquel habitante de calle, hasta conceder verduras conseguidas en su huerto, esta bella pequeña nunca renunció de sus ideas. Esta pequeña tiene un corazón hermoso ahora pesar de su corta edad, es finalmente una inspiración para todos nosotros.