Familia con perros adopta un burrito rechazado por su madre y en este momento se cree uno –

El burro responde hoy en dia al nombre de Walner y tuvo un nacimiento bastante bien difícil. Su madre no deseó abrigarlo de manera natural y si bien lugareños y integrantes de la Oficina de Administración de Tierras procuraron durante más de 10 horas que el recién nacido tuviese rincón en la vida de su progenitora, esta se negó tajantemente.


Dada esta situación, una familia de Oatman en los USA adoptó a Walner a fin de que tuviese una vida digna. Kelly y Brad Blake vieron al pequeño burro con necesidad de un hogar que lo mantuviera para lograr tener una vida con total normalidad.

El burro en su novedosa familia, se encontró con tres pastores alemanes que se halló en el nuevo hogar. Los cuidadores tenían sus reservas, pero en el final decidió confiar en sus amados caninos y dejar que los letras y números fluyeran naturalmente.

Los caninos trataron a Walner tal y como si fuera un cachorro mucho más y este cambiara un accionar afín al de los perros. Huelga decir que el burro es un animal muy capaz, con la capacidad de manifestar conmuevas.

Walner desplaza la cola tal y como si fuera un perro en el momento en que se le aproximan sus dueños y corre tal y como si fuera un canino mucho más. Se ajusta sobre el regazo de Brad y retoza en el mueble interaccionando con los pastores alemanes.

Esta historia indudablemente tuvo un final feliz, tanto para el cuadrúpedo como a el resto integrantes de la manada que fueron capaces de admitir un personaje completamente diferentepero con exactamente los mismos intereses existenciales: amor y cariño.